Llueve sobre el agua gris

escanear0068

El recuerdo de ciertas sensaciones me impulsa a escribir, sentado en el sosiego de mi habitación, como si realmente hubiera abandonado el momento presente para asentarme –mitad real, mitad sueño- en el pretérito de esas sensaciones aprehendidas en mi interior, quizás por un olor repentino, por el eco de una música o por la visión de una imagen que me lanza, instantáneamente, a ese otro mundo del ayer; abro su puerta, penetrando en su repentino misterio. Afuera, en la calle, continúa la lluvia. Esa misma lluvia que cae desde la mañana. Lluvia constante que equilibra el día y los recuerdos, el gris del cielo y la nostalgia. Al fondo, la ciudad inexistente, el largo puente que une ambas orillas, desde la altura, sobre el también gris de las aguas.

Anuncios

4 comentarios en “Llueve sobre el agua gris

    1. Joder, en el baúl de Pessoa encotraron 25.000 notas escritas por ambas caras. Es una manera más de guardar lo que escribimos… Otros lo hacen en Moleskines, otros en gruesos cuadernos de contabilidad y otros, los más, en sus cabezas.
      Un beso

  1. La soledad contra todo pronóstico no es vacio, es compañía, tal vez no la querida o la buscada, pero acompaña. Miro el puente 25 de abril y estoy tan llena de recuerdos que exploto, la soledad me satura y abarrota todo en un caos desorganizado. Maldito seas Javier, tendré que empezar a celebrar esta misma tarde San Ballantine’s para poder soportar tanta compañia… 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s