Hoy es un día feo

two-men-1987-1988.jpg

Lucien Freud

Hoy es un día feo, de una fealdad que nace de todo lo exterior y de mi propio interior. El gris del cielo se confunde con lo grisáceo de esta sensación de sentirme desconectado de todo lo que me rodea, de los propios pensamientos, de la propia soledad. Miro hacia el cielo y sólo veo oscuras nubes proyectando su sombra sobre todas las cosas que me rodean, contagiándolas de su misma oscuridad sin ilusiones. En días así nada tiene sentido, cualquier objeto o sensación se vuelve contra sí mismo al menor cambio del viento, como si fueran simples ramas de árbol danzando al son silbante del azar. En días así de feos lo mejor posiblemente sea cruzar los dedos esperando que el mundo no te caiga, de repente, sobre la cabeza al doblar cualquier esquina; eso o permanecer en casa, sentado en un cómodo sillón, frente al calor de la chimenea, con un libro entre las manos y los dedos cruzados esperando que no se abra el mundo bajo tus pies, revelándote de golpe las oscuras tenebrosidades que oculta el subsuelo del propio ser, tantas veces intuido en los inquietantes escenarios de las más atroces pesadillas de esas noches tan feas como este día. En estos días así es normal perderse de uno mismo, no encontrar el camino de vuelta a la engañosa confortabilidad de convicciones a las que, ingenuamente, pretendemos revestir de un inexistente poder mágico que nos proporcione una milagrosa indemnidad ante esa desasosegante nada, que irremisiblemente nos cerca con más asiduidad de la que sospechamos. En días como éste me entran unos irresistibles deseos de dar la espalda a la realidad y de vivir la vida a lo Bonnie & Clyde. Yo Bonnie, yo Clyde, huyendo incesantemente de mí mismo, de todo ese vacío que me acosa mientras el viento sopla con fuerza, a rachas regulares, entre los resquicios de sueños no soñados y de vidas por vivir.

Anuncios

21 comentarios en “Hoy es un día feo

  1. Nadie nos libra de días así. Quizá sean necesarios para que nazca más adelante un sentimiento de renovación. Puede que sean un empuje hacia algo mejor.

    Feliz año…Muchos besos con cariño

  2. Como ya ha pasado algún tiempo desde que escribiste”Hoy es un día feo”, vengo a desear que el resto de días que se avecinan, con el nuevo año, sean días…Bonitos!
    Un beso Javier.

  3. A estas alturas de la vida, está de más decirte que hay muchos dias feos, grises, destemplados. He vivido muchos así, algunos los recuerdo y de otros no me quiero acordar.
    Por suerte todo pasa(esto también lo sabes ya) el sol es persistente y termina por salir iluminar y hasta calentar el corazón más congelado.
    Espero que en el año que comienza los dias grises, sean gris perla y la oscuridad solo penumbra.
    Feliz año nuevo Javier.
    Besos

  4. Bueno, venía a desearte que estos días estén llenos de felicidad… y ahora me conformo con que desaparezca la oscuridad, o no, seré egoista, si no existiera, no podría disfrutar como disfruto lo que escribes. Gracias 🙂

    Besos :*

  5. Yo venía a darte un beso, un abrazo, y a decirte que te quiero y que quiero que tus días feos se conviertan en bonitos y que todo lo mejor te suceda, ya se que es difícil para todos, pero yo, como te quiero, no puedo desearte más que eso, tal vez la utopía.
    Tus letras son esencia pura, maravilla…
    Un beso corazón…

  6. Te mando buenas vibras y colores bonitos para ese estado invernal.

    Desde mi blog: Reflexiones al desnudo Dejé un mensaje navideño para todos mis lectores. Es refrescante esta época que nos da energía cósmica.

    Fue lindo haber compartido contigo en este año que pasa y te deseo un 2008 con lo mejor de lo mejor para ti y los tuyos. Que los abrace la felicidad.

    Besitos navideños muy alegres y saludables para ti apreciado Javier !

  7. Mi carácter optimista me hace ver siempre una luz de colores entre las plomizas nubes.
    Hay cientos de cosas fantásticas por las que merece la pena sonreir 
    Un beso, Javier.

  8. En este día “feo” en el que tú empiezas tu invierno y yo mi verano…vengo a desearte feliz navidad y feliz vida, menos soledad y mucha más alegría….y que los días son casi siempre los mismos…nosotros somos los que tenemos la capacidad para elegirlos.
    Besos y mucho cariño para ti y ARRIBA EL ANIMO, NO TE QUIERO VER SUFRIR.
    mar

  9. Yo chita, Yo tarzán…
    Me ha encantado este post, pero te invito a la jungla para que te animes un poquillo y saltar entre los árboles con un inefable taparrabos. Desde las secuoyas la vida se ve más fácil.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s